Elegir un tema de investigacion en 7 pasos

Decidir sobre un tema para su tesis o proyecto de investigación es el primer paso para asegurarse de que su investigación se desarrolle de la mejor manera posible. Al elegir un tema, es importante tener en cuenta:

  • Los requisitos de su institución y departamento
  • La duración y el tiempo de su tesis
  • La relevancia científica, social o práctica
  • Sus áreas de conocimiento e interés
  • La disponibilidad de datos y fuentes.

Si aún no tiene ideas para la tesis, puede ser difícil saber por dónde empezar. Siga estos pasos para comenzar a reducir sus ideas.

Paso 1: Revisa los requisitos

  • El primer paso es verificar los requisitos prácticos de su programa educativo. Esto determina el alcance de lo que es posible investigar.
  • ¿Cuál es el número mínimo y máximo de palabras?
  • ¿Existen condiciones metodológicas (p. ej., debe realizar trabajo de campo o utilizar tipos específicos de fuentes)?
  • ¿La investigación debe tener una orientación académica o profesional?
  • ¿Existen otras restricciones?
  • ¿Tiene que elegir de una lista de temas, o tiene que pensar en un tema usted mismo?
  • ¿Cuando es la fecha límite?

Algunos programas tendrán requisitos más estrictos que otros. Es posible que no le den más que un recuento de palabras y una fecha límite, o puede que tenga una lista restringida de temas y enfoques para elegir. Si tienes dudas sobre lo que se espera de ti, consulta siempre a tu coordinador de curso o departamento.

Paso 2: Elija un amplio campo de investigación

Comienza por pensar en tus áreas de interés dentro del tema que estás estudiando. Ejemplos de ideas generales incluyen:

Literatura del siglo XX
historia economica
Política de salud
Mercadeo en línea

Es una buena idea elegir un campo con el que ya esté familiarizado, para que no tenga que comenzar su investigación completamente desde cero. No es necesario que sea un experto en el tema, pero si ya ha leído algunos artículos, eso le brinda un buen punto de partida para obtener más información.

Paso 3: busca libros y artículos

Intente hojear algunos números recientes de las principales revistas en su campo, así como también los artículos más citados. Para inspirarte, también puedes buscar en Google Scholar, bases de datos de materias específicas y los recursos de la biblioteca de tu universidad.

Si ya ha leído algunos artículos en el campo, consulte sus listas de referencia para encontrar fuentes más útiles. A medida que lea, anote cualquier idea específica que le interese y haga una lista corta de posibles temas.

Paso 4: Encuentra un nicho

Después de hacer una lectura inicial, es hora de comenzar a reducir su área amplia. Este puede ser un proceso gradual, y su tema debe volverse más y más específico. Por ejemplo, a partir de las ideas anteriores, puede reducirlo así:

Literatura del siglo XX -> Literatura irlandesa del siglo XX -> Poesía irlandesa de posguerra
Historia económica -> Historia económica europea -> Historia sindical alemana
Política de salud -> Política de salud reproductiva -> Derechos reproductivos en América del Sur
Marketing en línea -> Marketing en redes sociales -> Estrategias de participación en las redes sociales

Todos estos temas siguen siendo lo suficientemente amplios como para encontrar una gran cantidad de libros y artículos sobre ellos. Trate de encontrar un nicho específico que no mucha gente haya investigado todavía (como un autor o período de tiempo olvidado), una pregunta que todavía se está debatiendo o un problema práctico muy actual.

Si ya hay mucha investigación y un fuerte consenso sobre su tema, será más difícil justificar la relevancia de su trabajo. Pero debe asegurarse de que haya suficiente literatura sobre el tema para proporcionar una base sólida para su propia investigación.

En esta etapa, asegúrese de tener algunas ideas de respaldo; todavía hay tiempo para cambiar su enfoque. Si su tema no supera los siguientes pasos, puede intentar con uno diferente. Más tarde, reducirá aún más su enfoque en la declaración del problema y las preguntas de investigación.

Paso 5: Considere el tipo de investigación

Hay muchos tipos diferentes de investigación, por lo que en esta etapa, es una buena idea comenzar a pensar qué tipo de enfoque adoptará para su tema. ¿Te centrarás principalmente en?:

¿Recopilación de datos originales (por ejemplo, investigación experimental o de campo)?
¿Análisis de datos existentes (por ejemplo, estadísticas nacionales, registros o archivos públicos)?
¿Interpretar objetos culturales (por ejemplo, novelas, películas o pinturas)?
¿Comparar enfoques académicos (por ejemplo, teorías, métodos o interpretaciones)?

Muchas disertaciones combinarán más de uno de estos. A veces, el tipo de investigación es obvio: si su tema es la poesía irlandesa de la posguerra, probablemente interpretará principalmente poemas. Pero en otros casos, hay varios enfoques posibles. Si su tema son los derechos reproductivos en América del Sur, podría analizar documentos de políticas públicas y cobertura de los medios, o podría recopilar datos originales a través de entrevistas y encuestas.

Todavía no tiene que finalizar el diseño y los métodos de su investigación, pero el tipo de investigación influirá en los aspectos del tema que es posible abordar, por lo que es aconsejable considerar esto a medida que reduce sus ideas.

Tenga en cuenta que recopilar datos originales lleva mucho tiempo. Si no tiene mucho tiempo para dedicar a su disertación, lo mejor sería concentrarse en analizar los datos existentes de fuentes primarias y secundarias.

Paso 6: Determinar la relevancia

Es importante que su tema le resulte interesante, pero también deberá asegurarse de que sea relevante desde el punto de vista académico, social o práctico.

La relevancia académica significa que la investigación puede llenar un vacío en el conocimiento o contribuir a un debate académico en su campo.

La relevancia social significa que la investigación puede avanzar en nuestra comprensión de la sociedad e informar el cambio social.

La relevancia práctica significa que la investigación se puede aplicar para resolver problemas concretos o mejorar los procesos de la vida real.

La forma más fácil de asegurarse de que su investigación sea relevante es elegir un tema que esté claramente relacionado con los problemas o debates actuales, ya sea en la sociedad en general o en su disciplina académica. La relevancia debe estar claramente establecida cuando defina su problema de investigación.

Si su programa se centra en la formación profesional, también debe considerar la relevancia profesional de su tesis, por ejemplo, al elegir un ángulo comercial que será útil en el empleo futuro. Si escribe su disertación en relación con un trabajo o pasantía, esto limitará su elección de temas, ya que su investigación deberá tener relevancia práctica para la organización.

Paso 7: Asegúrate de que sea plausible

Antes de tomar una decisión final sobre su tema, considere nuevamente la duración de su disertación, el plazo en el que tiene que completarla y los aspectos prácticos de realizar la investigación.

¿Tendrá suficiente tiempo para leer toda la literatura académica más importante sobre este tema? Si hay demasiada información para abordar, considere reducir su enfoque aún más.

¿Serás capaz de encontrar suficientes fuentes o recopilar suficientes datos para cumplir con los requisitos de la disertación? Si cree que podría tener dificultades para encontrar información, considere ampliar o cambiar su enfoque.

¿Tiene que ir a un lugar específico para recopilar datos sobre el tema? Asegúrese de tener suficientes fondos y acceso práctico.

Por último, pero no menos importante, ¿mantendrá el tema su interés durante la duración del proceso de investigación? Para mantenerse motivado, ¡es importante elegir algo que le entusiasme!

Califica esta publicación